jueves, 29 de agosto de 2013

"Tentaciones" en la evangelización

Fotograma de la película The gospel of John (Ph. Saville, 2003)



En su intervención ante el Comité de coordinación del CELAM, el 28 de julio, el Papa Francisco se refirió a diversas “tentaciones” de los creyentes a la hora de la misión, esto es, a la hora de transmitir la fe. Se trata de tres deformaciones en el modo de comprender, vivir y transmitir el mensaje del Evangelio: la ideologización, el funcionalismo y el clericalismo.

     Y es que para transmitir el Evangelio, hay que comenzar mirando la realidad desde la fe, con los ojos de Cristo.

Formación, renovación, diálogo

Lavatorio de los pies, Capilla Redemptoris Mater, Vaticano

Desde hace décadas el término “misión” se emplea como equivalente a toda la evangelización de la Iglesia, todo lo que hace para extender y comunicar el Evangelio. El impulso misionero de Aparecida se manifiesta en dos dimensiones de la misión: la misión como programa y como paradigma o modelo. Y plantea la necesidad de renovar el estilo de la formación cristiana. 

lunes, 26 de agosto de 2013

La capacidad transformadora de la fe





El último capítulo de la Lumen fidei muestra la capacidad transformadora de la fe. Y lo hace con la imagen de la construcción de una ciudad (cf. Hb 11, 16). “Asimilada y profundizada en la familia –dice la encíclica–, la fe ilumina todas las relaciones sociales” y es también fuerza que conforta en el sufrimiento. Con la fe, podemos hacer realidad el proyecto fascinante de la vida verdadera y grande que anhelamos.

domingo, 25 de agosto de 2013

La transmisión de la fe desde el "nosotros" de la Iglesia

Detalle de "la pesca milagrosa", ábside de la capilla 
de la Conferencia Episcopal Española, 
Madrid 2011

¿Puede transmitirse la fe? ¿No es algo subjetivo, que solo afecta a la relación de cada uno con Dios? La fe puede transmitirse, no ciertamente en cuanto don de Dios, sino en cuanto que los cristianos hacemos partícipes a otros de nuestra respuesta filial al don recibido. Es decir, en cuanto que podemos mostrarles la confianza que comporta creer en el Dios Uno y Trino, que nos ha manifestado su amor a través de su Hijo Jesucristo.

     Y de hecho la fe se transmite entre los cristianos desde los orígenes del cristianismo, en y desde el “nosotros” de la Iglesia; pues en la familia de Dios, todos estamos llamados a “implicarnos” en el don de la fe para otros.

sábado, 24 de agosto de 2013

Buscar a Dios con la luz del amor

Fe, razón, teología


Rafael, alegoría de la Teología (1509-1511)
 Sala de la Signatura, Vaticano

Los colores del vestido -blanco, verde y rojo- 
representan las tres virtudes teologales (fe, esperanza y caridad).
Las cartelas que sostienen los ángeles expresan el sentido de la teología: 
"conocimiento de las cosas divinas".
La mano izquierda sostiene un libro.  La derecha señala hacia el fresco que está debajo, 
donde se representa el debate sobre la verdad teológica, centrado en la Eucaristía. 


En uno de sus pasajes centrales afirma la encíclica Lumen fidei: “La fe cristiana, en cuanto anuncia la verdad del amor total de Dios y abre a la fuerza de este amor, llega al centro más profundo de la experiencia del hombre, que viene a la luz gracias al amor, y está llamado a amar para permanecer en la luz” (n. 32). Y este hecho de que la fe anuncia y llama al amor, ayuda al diálogo entre la fe y la razón, a la búsqueda de Dios y también a la tarea teológica.

martes, 20 de agosto de 2013

Aparecida y el discernimiento eclesial

Aparecida está siendo una referencia para la Iglesia entera. No es sólo el sencillo acontecimiento del hallazgo de la imagen por unos pescadores, que dio lugar al santuario más tarde declarado por Juan Pablo II basílica de la Patrona de Brasil. Aparecida es también la V reunión del CELAM, en mayo de 2007, y el excelente documento, fruto de aquellos días, coordinado por el entonces Arzobispo de Buenos Aires, Jorge Bergoglio, y presentado por Benedicto XVI.

Volver a encender el corazón

Emaús y la nueva evangelización


El pasaje de los discípulos de Emaús (cf. Lc 24, 13-35) es como un icono, para leer el presente y el futuro de la misión de la Iglesia, de la nueva evangelización

     En su discurso a los obispos brasileños (en Río de Janeiro, 27-VII-2013) el Papa Francisco recurrió al pasaje de los discípulos de Emaús (cf. Lc 24, 13 ss). Y lo presentó como un icono para leer el presente y el futuro de la misión de la Iglesia, y de la nueva evangelización.

viernes, 16 de agosto de 2013

Algunos desafíos de la Iglesia

Formación, misión y conversión, servicio



27 de julio, en su encuentro con los obispos brasileños, el Papa Francisco ha expuesto algunos desafíos de la Iglesia en Brasil, que corresponden, con los matices que sean necesarios, a desafíos importantes para la Iglesia en todos los lugares. 


     El discurso se apoya abundantemente en el Documento de Aparecida (fruto de la V Conferencia general del episcopado latinoamericano y del Caribe, 2007), del que el entonces Arzobispo de Buenos Aires fue principal redactor.

Escucha, contemplación, corazón


Fe, verdad y amor





En las relaciones humanas importan la confianza, la verdad y el amor. Como también cuentan la comunicación, la atención y la mirada, los afectos. Así se refleja, por ejemplo, en películas tan diferentes como “El nombre” (Le prénom, M. Delaporte y A. De la Patellière, 2012), “Las nieves del Kilimanjaro" (R. Guédiguian, 2011), o "Amor bajo el espino blanco” (Z. Yimou, 2012). De la relación entre fe y verdad, y entre ambas con el amor, se ocupa la encíclica Lumen fidei, del Papa Francisco.

¿Qué podemos extraer de nuestra propia experiencia, a partir de lo que llamamos “verdad” o “amor”, para la fe? ¿Qué nos aporta la Biblia en relación con Dios? De todo ello trata el capítulo segundo de la encíclica Lumen fidei.

miércoles, 7 de agosto de 2013

La existencia cristiana: fe, esperanza, caridad

Artlover, Three sisters

Todo parece indicar que Benedicto XVI había proyectado una trilogía de encíclicas sobre las virtudes teologales: la fe, la esperanza (cf. “Spe salvi”, 2007) y la caridad (cf. “Deus caritas est”, 2005). La Providencia ha querido que la tercera de estas encíclicas, Lumen fidei, apareciera, con la colaboración del Papa alemán, ahora emérito, dentro del Año de la Fe y en el pontificado de su sucesor, el Papa Francisco.

     Desde la introducción explica la relación entre esas tres virtudes con referencia al plan salvífico de Dios uno y trino:

lunes, 5 de agosto de 2013

El acontecimiento de Aparecida


El discurso del Papa Francisco a los cardenales y obispos brasileños, el 27 de julio en Río de Janeiro, puede compararse en importancia –en unidad con el dirigido al comité de coordinación del CELAM al día siguiente y cambiando lo que deba cambiarse, porque se trata de protagonistas, contextos y temas diversos– al último encuentro de Benedicto XVI con el clero romano (14-II-2013).

     Ambos discursos fueron impartidos como una charla sin pretensiones, como simples reflexiones. Pero ambos clarifican más
que muchos libros.

     En este caso, aunque el discurso se refiere directamente a Brasil, contiene luces para la nueva evangelización que hoy ha de desarrollarse en todos los lugares. Nos ocuparemos ahora solo de la primera parte: el acontecimiento originario de Aparecida.

jueves, 1 de agosto de 2013

La fe como respuesta y confianza

M. Chagall, Moisés recibiendo las tablas de la Ley (h. 1963), 
Museo Message biblique, Niza (Francia)

“Si queremos entender lo que es la fe, tenemos que narrar su recorrido” (encíclica Lumen fidei n. 8).

      En efecto, tal como explicó el Concilio Vaticano II, el hecho de que la fe se da en la historia, es algo que afecta no solamente a la fe cristiana en su conjunto, sino a la de cada cristiano tomado personalmente. La fe es respuesta a Dios que llama y camino confiado en Dios que nos acompaña y nos espera.

Seguir el blog

Seguidores

Madre de la Iglesia

Madre de la Iglesia
¡Muchas gracias a todos los seguidores!